Home > Opinión > Que vuelva el valor doble de los goles a domicilio

Que vuelva el valor doble de los goles a domicilio

Disputar más prórrogas. Esa parece la intención de la UEFA al despojar a los goles en campo contrario de su valor doble en las eliminatorias. Según la máxima autoridad del fútbol europeo, el objetivo de esta medida es animar a los equipos locales en los partidos de ida a atacar, sin temor a encajar algún gol que los perjudique doblemente. Sin embargo, el efecto práctico nos ha privado de algún que otro final de infarto, que siempre son bienvenidos en el deporte.

El Real Madrid, que esta noche se enfrenta al Liverpool en la final de la Liga de Campeones, perdió 4-3 la ida de las semifinales en el campo del Manchester City. En la vuelta, los citizens se adelantaron 0-1 en el Bernabéu, pero los merengues, en el minuto 90 y en el 91, lograron dar la vuelta al marcador. Si ese partido se hubiera disputado hace un año, el Madrid se habría clasificado para la final nada más cumplirse el tiempo de descuento, gracias a ese 2-1. Pero la eliminación del valor doble de los tantos a domicilio obligó a jugar una prórroga (los locales vencieron por 3-1). Esa es la consecuencia real del cambio normativo.

Muchas imágenes icónicas de la Liga de Campeones no se habrían visto si la UEFA no hubiera aplicado un peso doble a las dianas en el estadio del rival. Por ejemplo:

Ajax-Tottenham (semifinales 2018-2019): 2-3 en la vuelta (gol decisivo en el descuento, minuto 96). En la ida: Tottenham 0, Ajax 1.

Bayern-Inter (octavos 2010-2011): 2-3 en la vuelta (gol decisivo en el minuto 88). Ida: Inter 0, Bayern 1.

Chelsea-Barcelona (semifinales 2008-2009): 1-1 en la vuelta (gol decisivo en el descuento, minuto 93). En la ida: Barcelona 0, Chelsea 0.

Kaiserslautern-Barcelona (segunda ronda 1991-1992): 3-1 (gol decisivo en el minuto 87). En la ida: Barcelona 2, Kaiserslautern, 0.

Hay muchas más eliminatorias de la principal competición europea de clubes que se habrían ido al tiempo extra con la norma hoy vigente. Algunos casos (en negrita, equipos clasificados):

Roma 3, Barcelona 0 (cuartos 2017-2018). En la ida: Barcelona 4, Roma 1.

Bayern 2, Atlético de Madrid 1 (semifinales 2015-2016). En la ida: Atlético 1, Bayern 0.

Barcelona 1, PSG 1 (cuartos 2012-2013). Ida: PSG 2, Barcelona 2.

Manchester United 3, Bayern 2 (cuartos 2009-2010). Ida: Bayern 2, United 1.

Bayern 2, Real Madrid 1 (octavos 2006-2007). Ida: Real Madrid 3, Bayern 2.

Liverpool 0, Barcelona 1 (octavos 2006-2007). Ida: Barcelona 1, Liverpool 2.

Villarreal 1, Rangers 1 (octavos 2005-2006). Ida: Rangers 2, Villarreal 2.

Villarreal 1, Inter 0 (cuartos 2005-2006). Ida: Inter 2, Villarreal 1.

PSV 3, Milan 1 (semifinales 2004-2005). Ida: Milan 2, PSV 0.

Mónaco 3, Real Madrid 1 (cuartos 2003-2004). Ida: Real Madrid 4, Mónaco 2.

Valencia 2, Inter 1 (cuartos 2002-2003). Ida: Inter 1, Valencia 0.

Valencia 1, Arsenal 0 (cuartos 2000-2001). Ida: Arsenal 2, Valencia 1.

PSV 0, Real Madrid 0 (semifinales 1987-1988). Ida: Real Madrid 1, PSV 1.

La UEFA, y quienes apoyen su decisión, sabrán qué ventajas le ven a que se jueguen más prórrogas (y posibles tandas de penaltis). También la FIFA sabría qué ventaja le vio al gol de oro y al gol de plata, normas que, por fortuna, acabaría derogando. Ojalá sea ese el mismo destino de la eliminación del valor doble de los goles en campo ajeno.

Deja un comentario